Últimas noticias

Para dar al prójimo: Con el alma en su mano

» Por Alejandro Pacheco Castro - Diputado Partido Unidad Social Cristiana

Esas valientes mujeres, y todas las costarricenses que, con su bondad y su capacidad, con su fuerza y su ternura enfrentan diariamente las dificultades, los abusos y las discriminaciones, nos muestran el camino para que con justicia construyamos una Costa Rica mejor y más justa.” (Lorena Clare Facio).

Hay seres humanos especiales por su don al servicio de los demás. Hay mujeres heroínas de las familias y comunidades: protectoras de las hijas e hijos de la patria. Proactivas… fieles creyentes en la libertad y justicia para mujeres y hombres por igual.

Hay personas que son hijas y hermanas amorosas, amigas y compañeras de proyectos e ilusiones de sus esposos, madres que son faros para los suyos; ciudadanas solidarias que levantan banderas respetuosas de la dignidad humana, la justicia social y  el bienestar general. Hay mujeres que son ejemplo especial.

Doña Lorena Clare Facio, es ejemplo que se debe emular. Se ha dado a nuestro país. Es merecedora indiscutible del honor que la representación del pueblo le otorga. Es nuestra Ciudadana de Honor, a mucho honor.

Hoy mujeres, hombres, niñas y niños, aplaudimos y agradecemos su actitud proactiva, que le ha hecho digna de tal distinción.

Efectivamente, la Comisión de Honores aprobó -por unanimidad- la declaratoria de la señora Clare Facio, como Ciudadana de Honor. Se trató del paso previo, para que la Asamblea Legislativa, -también unánimemente- ratificara, el pasado 28 de abril, el otorgamiento  de este alto honor, a quien fuera Primera Dama, entre 1998 – 2002.

Al Plenario, la Comisión, entre otros, señaló: “con enorme responsabilidad y dedicación, asume la tarea de recorrer el país, para escuchar sus problemas, frustraciones y anhelos.  Sus vivencias de dolor y dificultades le facilitan poder interiorizar y compartir las angustias de las mujeres de Costa Rica.

Las tareas de Lorena Clare Facio en favor de la mujer empiezan a fructificar desde antes de ser Primera Dama. Ya en el programa de gobierno de la campaña de 1994 se incluyó, por influencia de doña Lorena, la iniciativa de establecer la Ministra de la Condición de la Mujer, que tendría como principal objetivo la preparación de una política integral y transversal en favor de la mujer.

LEA:  Putin y sus cómplices en Latinoamérica: La gira de Lavrov

Gracias a su lucha y al apoyo que le brindan las mujeres de su partido, se incorpora en 1995, en la Carta Social Cristiana a Costa Rica, el Capítulo Cuarto: La mujer sujeto político y agente de desarrollo.

Se estableció por primera vez en el país el apoyo a acciones afirmativas en favor de la mujer. Se cambiaron los estatutos del PUSC para establecer un mínimo de 40% de mujeres en todos los órganos partidarios, y en todas las papeletas de candidaturas a puestos de elección popular. Esto se da por primera vez en un partido político en la historia de Costa Rica, y es uno de los primeros del mundo en adoptar cuotas en favor de la participación femenina.

Fue la base que llevó posteriormente a la adopción de cuotas como política nacional en las papeletas de candidaturas a la Asamblea  Legislativa, a la Presidencia de la República, a los gobiernos municipales y a otros entes públicos.

Pocos años después  Costa Rica estaba en los primeros lugares del mundo por la participación de mujeres en el Legislativo. Mientras en 1995 solo el 14% de los integrantes de la Asamblea Legislativa eran mujeres, ya para 2002, esta creció  150% para llegar a 35%, y para 2018 alcanzó  46%.

En 2002 gracias a las cuotas, Costa Rica ocupaba el primer lugar en América por participación de mujeres en su órgano legislativo y uno de los primeros en el mundo después de los países escandinavos”.

Asimismo, el Informe -de la Comisión- cita:

Los logros más relevantes obtenidos por la ex primera dama, lo son en  favor  de  la  familia, los derechos  políticos  de  la  mujer,  la  salud  de la  mujer,  la atención  de  las personas  con  discapacidad  y  los  adultos  mayores,  entre  otras acciones realizadas en favor de las personas vulnerables.

Realizó una intensa labor de voluntariado en el Colegio Sion como Hija de María, la Federación de Organizaciones de Voluntariado (FOV), el Patronato Nacional de la Infancia como guía a los padres en procesos de adopción de niños declarados en abandono y en el Hospital de Niños.

LEA:  Priscilla Vindas presenta proyecto para crear licencia menstrual

El  Programa  Nacional  de  Prevención  y  Atención  Integral  de  Cáncer Cervicouterino y de Mama que se constituyó en 1998 por decreto ejecutivo.

La creación del Laboratorio Nacional de Citología, mediante la donación del Gobierno  de  Corea,  mejorando  el  diagnóstico  y  detección  temprana  del cáncer de cérvix.

El   establecimiento   dentro   del   Ministerio   de   Educación   Pública   del Departamento de Educación Integral de la Expresión de la Sexualidad y las Guías para la Educación de la Sexualidad, consultados a todos los actores, asesorándose con la Universidad de Costa Rica, preparando a los docentes para educar a los adolescentes en temas de familia, amor y sexualidad.

El   Programa   Construyendo   Oportunidades   para   atender   a   madres adolescentes.

El  Programa  dirigido  a  las Personas  con  discapacidad  con el apoyo  de  la Fundación Mundo de Oportunidades.

La  reconstrucción  del  Centro  Nacional  de  Educación  Especial  Fernando Centeno  Güell,  la  Creación  del  Centro  de  Recursos  para  la  Inclusión Educativa, la apertura del Museo Formas, Espacios, Sonidos, Ley 7600 de Igualdad de Oportunidades para personas con Discapacidad.

La aprobación de la Ley Integral para la Persona Adulta Mayor y se creó el Consejo  Nacional  para  la  Persona  Adulta  Mayor  (CONAPAM).

La redacción y aprobación de la Ley de Paternidad Responsable y se creó un  Laboratorio  de  la  CCSS  para  llevar  acabo  las  pruebas  de  ADN  que fuesen necesarias para su implementación.

  • Sobre el  legado  de  la  Primeras  Damas,  la  periodista  Gloriana  Corrales, escribió sobre la Primera Dama Lorena Clare Facio, el 26 de enero del 2014 en la Revista Dominical del Periódico La Nación, lo siguiente: “Marcó el retorno a las iniciativas de la asistencia social. Sus programas estaban dirigidos al apoyo de instituciones para personas con cáncer, con discapacidades, y hacia adultos mayores. Se enfocó en campañas de prevención del embarazo adolescente, así como en la promoción de derechos sexuales y reproductivos de las mujeres”.

Hoy,  ya como Ciudadana de Honor, los habitantes de nuestro bendito país, le expresamos a doña Lorena:

LEA:  Los principales cambios al nuevo Reglamento de la Ley General de Aduanas que las Zonas Francas deben conocer

Usted es un ser humano con responsabilidad social, con banderas ciertas, en pro de las mujeres -que lo es de la sociedad toda-  que reflejan su convicción democrática.  Y, esta ciudadanía de honor, también rinde homenaje a todas las mujeres, y exalta el reconocimiento pleno al ascenso social y político que merecen y requieren las mujeres; (lógico ascenso por el que siempre ha luchado doña Lorena).

Este honor se otorga con justicia a una persona justa y siempre defensora de la familia costarricense.

¡Doña Lorena: una mujer, una primera dama, una ciudadana, un ser humano con el alma en su mano: para darla al prójimo!          

El pensamiento, el sentir  de doña Lorena es preclaro… aquí  ejemplos:

“La Ley de Paternidad Responsable que fue pionera en el mundo, cambió más de 2000 años de una tradición jurídica”.

“El cambio más importante y de consecuencias más durables y constructivas para el bien de la humanidad es el alcanzado en el último siglo gracias a la lucha de las mujeres por la no discriminación, por el respeto a nuestra dignidad de personas libres e iguales a los hombres.”.

La actitud de doña Lorena, siempre con sensibilidad social, implicó que los representantes del pueblo, con esta Ciudadanía de Honor, le exprese, y con ello, a todas las mujeres: Gracias por ser ejemplos nobles para la patria. ¡Honores a quienes honores merecen! Y tengamos, eternamente presente, de doña Lorena: “La lucha de las mujeres por el respeto a su dignidad no acaba”.

Los artículos de opinión aquí publicados no reflejan necesariamente la posición editorial de EL MUNDO. Cualquier persona interesada en publicar un artículo de opinión en este medio puede hacerlo, enviando el texto con nombre completo, foto en PDF de la cédula de identidad por ambos lados y número de teléfono al correo redaccion@elmundo.cr, o elmundocr@gmail.com.

Los artículos de opinión aquí publicados no reflejan necesariamente la posición editorial de EL MUNDO. Cualquier persona interesada en publicar un artículo de opinión en este medio puede hacerlo, enviando el texto con nombre completo, foto en PDF de la cédula de identidad por ambos lados y número de teléfono al correo redaccion@elmundo.cr, o elmundocr@gmail.com.