Gaza / Israel: a propósito de la segunda solicitud de medidas provisionales urgentes ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de Sudáfrica contra Israel

» Por Nicolas Boeglin - Profesor de Derecho Internacional Público de la Facultad de Derecho Universidad de Costa Rica (UCR)

El pasado 12 de febrero del 2024, la Corte Internacional de Justicia (CIJ) dió a conocer una segunda solicitud formal de medidas provisionales urgentes solicitadas por Sudáfrica contra Israel luego de la primera presentada el pasado 29 de diciembre del 2023: el texto del  esta segunda solicitud  puede ser consultado en este enlace oficial de la CIJ en  en inglés.

La segunda solicitud en breve

En el texto se lee en particular que las acciones planeadas en Rafah para esta segunda semana de febrero del 2024 por parte de Israel deben ser frenadas a toda costa ante el drama insento que van a provocar:
7. The Republic of South Africa is gravely concerned that the unprecedented military offensive against Rafah, as announced by the State of Israel, has already led to and will result in further largescale killing, harm and destruction in serious and irreparable breach both of the Genocide Convention and of the Court’s Order of 26 January 2024. Accordingly, and having regard to the situation of extreme emergency, the Republic of South Africa respectfully requests that the Court exceptionally consider exercising its power under Article 75(1) of the Rules of Court. Article 75(1) provides that: “The Court may at any time decide to examine proprio motu whether the circumstances of the case require the indication of provisional measures which ought to be taken or complied with by any or all of the parties.” 
 
8. The Court retains full discretion to exercise this power in the Application of the Convention on the Prevention and Punishment of the Crime of Genocide in the Gaza Strip (South Africa v. Israel), without any hearing or submissions by parties, and should do so, pursuant to the precedent case of LaGrand (Germany v. United States of America),19 given the extreme urgency of the situation and the imminent risk of harm. As stated by the Court in LaGrand, the Court “may, in the event of extreme urgency, proceed without holding oral hearings” to order provisional measures,26 and “it is for the Court to decide in each case if, in the light of the particular circumstances of the case, it should make use of the said power”?’ 
 
9. In LaGrand, the Court exercised its Article 75(1) power in a situation of extreme urgency affecting one individual. Here there is a situation of extreme urgency affecting an estimated 1.4 million vulnerable Palestinians in Rafah, at least half of them children. They are at serious risk of irreparable harm to their right to be protected from acts of genocide contrary to Articles II and II of the Genocide Convention, by a State which has already been found by this Court to be acting in plausible breach of its obligations under that Convention”.
 
Tuvimos la oportunidad de analizar el alcance de la ordenanza dada a conocer el pasado 26 de enero por parte de la CIJ, la cual ha sido ignorada por Israel desde esa fecha en Gaza: remitimos a nuestros estimables lectores a una nota previa nuestra titulada “Gaza / Israel: a propósito de la ordenanza de la Corte Internacional de Justicia (CIJ)“.

Acciones ante la justicia internacional de otros Estados

Con relación a otros Estados, que observan el accionar de la diplomacia sudafricana, tuvimos la oportunidad en una nota anterior de explicar el alcance de la solicitud de intervención presentada por Nicaragua el pasado 22 de enero, la cual fue dada a conocer por la CIJ el 8 de febrero del 2024: véase nuestra nota previa titulada “Gaza / Israel: a propósito de la reciente solicitud de intervención de Nicaragua ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ) en la demanda de Sudáfrica contra Israel“.
En cuanto al texto de la primera demanda sudafricana como tal presentada el 29 de diciembre del 2023, cuya lectura completa se recomienda (y en particular el detalle de las escalofriantes declaraciones oficiales de las máximas autoridades de Israel en los párrafos 101-107), se puede consultar de manera integral en  francés y en inglés.

Justamente, en unas recientes reflexiones del Profesor Al Tamimi publicadas en el portal de EJIL-Talk  (véase articulo titulado “Implications of the ICJ Order (South Africa v. Israel) for Third States“, cuya lectura completa se recomienda), el autor precisa en sus conclusiones la tarea que espera a los Estados ante el desafio que Israel plantea a la comunidad internacional, al no parecer dispuesto a acatar lo ordenado por la CIJ desde el pasado 26 de enero del 2024:

“Since the ICJ handed down its provisional measures Order on 26 January, Israeli forces have reportedly killed hundreds of Palestinians as per UNOCHA’s daily briefings, civilians waiting to receive humanitarian aid were shot and injured, hospital staff have been killed, and government ministers called for the displacement of Palestinians from Gaza at a far-right conference. These events underscore the real and imminent risk of irreparable damage facing rights plausibly protected under the Genocide Convention. At a time when the credibility of international law hangs in the balance, the ICJ demonstrated the enduring relevance of its guidance by issuing a firm ruling in front of an expectant legal and non-legal community. States are now called upon to ensure, beyond assurances and words, that they are ready to take action to ensure compliance”.

Un riesgo “plausible” de genocidio en Gaza, confirmado por la CIJ desde el 26 de enero del 2024, y un Estado que, desde entonces, sigue desafiando con su accionar insensato en Gaza a la justicia internacional, interpelan a todos los integrantes de la comunidad internacional, y ello desde diversos planos, sea  a nivel nacional, sea  a nivel internacional.

A modo de ejemplo, en el plano nacional, el pasado 12 de febrero, las autoridades de Israel fueron informadas de una sentencia de una corte nacional que ordena el cese inmediato de exportaciones de componentes hacia Israel para aviones  de combate F-35 desde Países Bajos (véase nota de la BBC del 12 de febrero).

Foto extraída de nota de prensa del Times of Israel, en su edición del 12 de febrero del 2024, titulada “Court orders Netherlands to stop F-35 parts delivery to Israel over war on Hamas”.

Con relación a otra instancia internacional con sede en La Haya, la Corte Penal Internacional (CPI), en otra nota anterior, titulada “Gaza /  Israel: a propósito del  anuncio de remisión conjunta de México y de Chile a la Corte Penal Internacional (CPI)” pudimos analizar los alcances de la remisión conjunta hecha por Chile y México ante el drama que se vive en Gaza.

A modo conclusivo

En este inicio del 2024, un Estado como Sudáfrica se destaca ante el mundo por su batalla legal ante la justicia internacional en aras de lograr frenar las pretensiones de Israel en Gaza, reforzando su prestigio e imagen como raramente observado.
Poner a prueba a la justicia internacional y defender los principios elementales del derecho internacional humanitario ante la insensatez del accionar militar de Israel en Gaza deberian de poder ser asumidos por muchos otros Estados. No obstante, muchos se mantienen sumidos en una pasividad e inacción que llaman poderosamente la atención. En particular entre los Estados de Europa, y del Norte del continente americano, de los cuales se esperaba una mayor consistencia con sus posiciones en defensa de la justicia internacional y de las reglas que imperan en derecho internacional publico.
Ante las acciones interpuestas por Sudáfrica, el aparato estatal de Israel no ha logrado dar respuestas convincentes. El hecho que la ordenanza emitida por la CIJ el pasado 26 de enero fuera adoptada con 16 votos a favor y una sola jueza en contra, o en algunos puntos del dispositivo, con 15 votos a favor y 2 votos en contra, evidencian la incapacidad del discurso oficial de Israel y la debilidad de su defensa legal ante los jueces de La Haya. Dada la contundencia obtenida por la diplomacia sudafricana, Israel no ha podido mas que lanzar desde diversos sectores improperios, amenazas y otras reacciones iracundas que ya no impresionan mayormente, desafiando abiertamente a todo los integrantes de la comunidad internacional.
Al respecto, es de notar que recientemente la jefa de la diplomacia sudafricana hizo ver que recibe amenazas veladas en redes sociales, apuntando sin tapujos hacia los servicios de inteligencia israelíes. En esta nota de prensa publicada el 8 de febrero, se puede leer que:
I felt that [it would] be better if we had extra security. But what I’m more concerned about is my family, because in some of the social media messages my children are mentioned and so on, but this is par for the course. The Israeli agents, the intelligence services, [this] is how they behave, and they seek to intimidate you, so we must not be intimidated. There is a cause that is under way“.
Contacto : nboeglin@gmail.com.

Los artículos de opinión aquí publicados no reflejan necesariamente la posición editorial de EL MUNDO. Cualquier persona interesada en publicar un artículo de opinión en este medio puede hacerlo, enviando el texto con nombre completo, foto en PDF de la cédula de identidad por ambos lados y número de teléfono al correo redaccion@elmundo.cr, o elmundocr@gmail.com.

Recibe las últimas noticias en tu celular

Envía la palabra “Noticias” al +50663763608 y recibe nuestro boletín informativo a través de Whatsapp

Últimas noticias