Últimas noticias

Costa Rica no es xenofóbica

» Por Patricia Villegas Álvarez – Diputada Partido Integración Nacional

Foto: Sofía Chacón

“Es propio de aquellos con mentes estrechas envestir todo aquello que no les cabe en la cabeza.”
Antonio Machado

Costa Rica vive un ambiente desconocido. Hemos sido una familia bendecida por la paz. La historia lo confirma. Con asombro estamos viviendo un aumento en la intolerancia, una mayor violencia verbal y física. Situaciones, ambas, que generan un ambiente de inseguridad en lo personal y en lo social. Las redes sociales aumentan el calor de la inseguridad al exhibir discursos con frases que claramente inducen al odio. Algunos personajes públicos, lejos asumir posiciones con madurez y cordura hacen fiesta al exacerbar los ánimos para dividir a la nación.

Nuestra ruta es la paz y la protección de seres humanos, de países hermanos que huyen de sus casas porque han perdido la suya. Jamás avalaremos una acción de rechazo de estos seres humanos por pensamiento xenofóbico. Eso no es Costa Rica.

Nicaragua atraviesa una crisis política con consecuencias sociales y económicas. Un acto de injusticia contra los pensionados adultos mayores detonó las protestas de los estudiantes y de ahí, una gesta de todos los sectores de aquel hermano pueblo los ha llevado a la inestabilidad política interna, con represión del gobierno contra los protestantes y a un estado de incertidumbre internacional.

LEA:  Las noticias de fin de año: Copiar y pegar ¿Y Costa Rica?

La represión ha generado un desplazamiento descontrolado de nicaragüenses hacia nuestro territorio. Han tenido que huir y buscar refugio, busca la protección de sus vidas y en procura de oportunidades laborales para dar sustento a los suyos. Es cierto que no podemos dar fe de que todos los que vienen en la ola de migrantes sean padres y madres en búsqueda de protección y seguridad. En unos pocos casos hemos vivido actos de violencia generados por personas de aquella nacionalidad. No sabemos cuántos pueden ser enviados desde las cárceles de Nicaragua para sembrar el terror entre la población costarricense y de alguna manera despejar la atención mediática de las zonas calientes de Nicaragua y trasladar la zozobra a tierras costarricenses.

LEA:  “Nos sentimos más en abandono”, migrantes se topan con el colapso de albergues en Ciudad Juárez

Pero en ningún acto se justifica actos xenofóbicos. La violencia manifestada en la Parque La Merced de este fin de semana provocada por un grupo de personas extrañas a nuestro sentir no expresan ni representan el ser costarricense.

Nuestra economía no enfrenta su mejor momento, necesitamos fuentes de empleo, necesitamos fortalecer la educación, el sistema de salud, mejorar la seguridad ciudadana, aun así debemos responder las necesidades humanitarias de nuestros hermanos inmigrantes, sean de la nacionalidad que sean.

Es pertinente señalar que todo aquel que quiera venir a nuestro país es y será siempre bienvenido pero su ingreso debe ser en forma legal y ajustarse a las leyes nacionales. Es aquí donde le corresponde a las autoridades nacionales controlar nuestras fronteras y brindarnos la seguridad a todas y todos los ciudadanos.

Desde mi condición de diputada de la República, exijo al Gobierno para que asuma su responsabilidad en la política migratoria. Me pongo a la disposición de las autoridades del Poder Ejecutivo para colaborar y resolver la situación que nos compete a todos como país.

LEA:  La frontera sur de México resiente la agudización del éxodo de Venezuela

Nuestra soberanía se defiende, no con violencia sino con solidaridad, con civismo, con legalidad y hermandad, todos estos, valores del ser costarricenses.

Cierro con una frase del Ex Secretario General de las Naciones Unidas, Kofi Annan: Los diferentes, los desplazados y los refugiados enriquecen todas nuestras vidas. La tolerancia hacia ellos abrirá nuevos mundos y hará que sean bienvenidos donde quiera que vayan.

Los artículos de opinión aquí publicados no reflejan necesariamente la posición editorial de EL MUNDO. Cualquier persona interesada en publicar un artículo de opinión en este medio puede hacerlo, enviando el texto con nombre completo, fotocopia de la cédula de identidad por ambos lados y número de teléfono al correo redaccion@elmundo.cr.

Los artículos de opinión aquí publicados no reflejan necesariamente la posición editorial de EL MUNDO. Cualquier persona interesada en publicar un artículo de opinión en este medio puede hacerlo, enviando el texto con nombre completo, foto en PDF de la cédula de identidad por ambos lados y número de teléfono al correo redaccion@elmundo.cr, o elmundocr@gmail.com.