Últimas noticias

¿A dónde está la fracción del Partido Acción Ciudadana?

» Por María José Corrales - Diputada del Partido Liberación Nacional

La situación por la que atraviesa nuestro país es muy delicada, como lo dejó en evidencia el anuncio realizado la noche de ayer por parte de la señora ministra de Hacienda y el señor presidente del Banco Central, al alertarnos de la emisión de Letras del Tesoro por un total de ¢498.000 millones, como mediada paliativa.

Pero además, es evidente la falta de armonía y liderazgo en el gabinete del presidente Alvarado, con posiciones abiertamente contrapuestas en materia fiscal.

A esto se suma una alta crispación social, por factores relacionados con la defensa a ultranza de privilegios desproporcionados en el sector público y una campaña de desinformación evidente y preocupante.

Y desde luego, una situación fiscal angustiante, agravada por la desidia de la Administración Solís Rivera, la cual gastó a manos llenas de manera irresponsable; pospuso la búsqueda de un acuerdo fiscal; permitió la renegociación con grandes deudores del fisco que había prohibido la Presidenta Chinchilla  y terminó de afectar con un hueco de 900 mil millones del cual pretenden lavarse las manos, incluso con una desafortunada y cínica publicación del expresidente Solís en sus redes sociales el día de ayer.

LEA:  Los grandes perdedores, las políticas de la ruta del arroz

Afortunadamente, esta vez la oposición política sí está comprometida con Costa Rica. Se cuenta con una bancada mayoritaria del Partido Liberación Nacional que de manera responsable está dispuesta a apoyar las soluciones que el país necesita y las cuales viene promoviendo desde hace varios años.

Recordemos que el PAC, siendo oposición, se encargó de dinamitar acuerdos fiscales como los que propusieron Administraciones anteriores.

Por eso yo me pregunto ahora que de nuevo son oficialismo: ¿A dónde está la fracción del Partido Acción Ciudadana? Los veo pasivos, relajados, ocultos, escurridizos y desarticulados.

No se vale lavarse las manos. No se vale que los 10 diputados y diputadas del PAC no asuman la responsabilidad política e histórica que les compete.

No se vale delegar responsabilidades, cuando se pidió el voto y se hicieron promesas en la campaña electoral a la ciudadanía y especialmente, a los sectores sociales que hoy están en las calles.

LEA:  Jorge Dengo presidirá comisión que analizará proyectos para reformar el marchamo

No se vale, que las y los diputados del PAC no estén dando la cara en las comunidades que representan y en los medios de comunicación, para defender el proyecto de reforma fiscal y, peor aún, que incluso de manera solapada le “zafen la tabla” a su propio gobierno.

No obstante, el llamado de actuar con responsabilidad y trasparencia no es solo para el partido de Gobierno, sino a todas las bancadas políticas representadas en la Asamblea Legislativa.

Promover diálogos está bien, pero finalmente debemos tomar decisiones urgentes para reducir el gasto superfluo, eliminar privilegios que benefician ingratamente a unos pocos y socarnos la faja con las cargas fiscales que nos corresponden de manera justa y equitativa.

Nos corresponde a las diputadas y diputados, asumir con seriedad la tarea que nos delegó la ciudadanía y no permitir que el país caiga en una crisis como la de los años 80, de la cual nos llevaría mucho tiempo recuperarnos.

LEA:  El agua de Costa Rica está en manos de una entidad financiera

Al mismo tiempo, nos corresponde impulsar acuerdos, sin importar las  banderas políticas, para ordenar la casa de manera prioritaria, pues si lo postergamos más, dentro de poco estaremos de nuevo en una situación similar.

De no hacerlo, solo se terminará perjudicando a las personas más vulnerables y eso, sí sería una injusticia que no debemos cometer.

Como lo manifesté ante mis compañeras y compañeros en el Plenario legislativo: “El país no aguanta más. Nos toca a nosotros ser responsables”.

Los artículos de opinión aquí publicados no reflejan necesariamente la posición editorial de EL MUNDO. Cualquier persona interesada en publicar un artículo de opinión en este medio puede hacerlo, enviando el texto con nombre completo, fotocopia de la cédula de identidad por ambos lados y número de teléfono al correo redaccion@elmundo.cr.

Los artículos de opinión aquí publicados no reflejan necesariamente la posición editorial de EL MUNDO. Cualquier persona interesada en publicar un artículo de opinión en este medio puede hacerlo, enviando el texto con nombre completo, foto en PDF de la cédula de identidad por ambos lados y número de teléfono al correo redaccion@elmundo.cr, o elmundocr@gmail.com.