250 embarazadas participaron en la Hora Santa a San Ramón Nonato

Alajuela, 17 ago (elmundo.cr) – “Cada uno de sus vientres es un cielo”, dijo el Presbítero Greivin Hidalgo casi al inicio de la celebración de la Hora Santa de las Embarazadas, en la que 250 embarazadas se acercaron a dar gracias por la vida que llevan en su vientre y otros cientos de mujeres llegaron para orar con fe con la esperanza de poder concebir.

Esta actividad es parte de los Festejos Patronales de San Ramón, que se llevarán a cabo del 24 de agosto al 4 de setiembre y es un acercamiento de fe y amor al santo patrono, San Ramón Nonato, cuya historia ha estado ligada siempre al don de la vida y de la maternidad.

“Recibir a esta gran cantidad de mujeres dando gracias por el don de la vida es una enorme bendición, sentir cómo sus pequeños se mueven en el vientre con la imposición del Santísimo es un momento especial y lleno de fe, que no se puede explicar con palabras”, aseguró el Presbítero Greivin Hidalgo de la Parroquia de San Ramón.

La Hora Santa de las Embarazadas crece en participación cada año y es ya toda una tradición, tanto que mujeres de San Ramón y de otros rincones del país, se acercan a pedirle a San Ramón Nonato.

El año anterior, 165 mujeres se acercaron a recibir la bendición con la imposición del Santísimo en su vientre y muchas otras oraron en espera de ese milagro de mano de San Ramón Nonato, conocido así porque no nació, sino que fue extraído del vientre de su madre, 24 horas después de que ella había fallecido. De ahí que sea visto como el santo de las embarazadas.

Mujeres como Carmen Moya y Shirley Solórzano, vecinas de Concepción de San Ramón, se acercaron con sus bebés, Juan Pablo y Eithan, a presentarlos al patrono para darle gracias por haber intercedido en sus embarazos y que ahora puedan disfrutar de sus pequeños en brazos.

Recibe las últimas noticias en tu celular

Envía la palabra “Noticias” al +50663763608 y recibe nuestro boletín informativo a través de Whatsapp

Últimas noticias