Últimas noticias

Reportaje

Hay quejas de acoso en bares del Parlamento británico

Andrew Testa/The New York Times
Andrew Testa/The New York Times

Por Kimiko De Freytas Tamura

Westminster, 27 nov (NYT) – Esa advertencia en son de broma adquirió recientemente un trasfondo serio, al tiempo que Westminster quedó enfrascado en acusaciones de conducta sexual inapropiada —incluyendo tocamientos, comentarios sugestivos y peor— por parte de legisladores y otros vinculados con el Parlamento. Michael Fallon, el Ministro de Defensa, renunció tras admitir haberle tocado la rodilla a una periodista.

Una faceta del escándalo involucra a los puntos de reunión exclusivos y poco conocidos, como el Sports and Social Club, que a menudo han sido incubadoras de conductas predatorias avivadas por el alcohol.

Los bares, 10 en total, son operados por las dos Cámaras del Parlamento, los Comunes y los Lores. Cerrados al público, salvo por invitación, son frecuentados por jóvenes asistentes e investigadores parlamentarios —atraídos, en parte, por las bebidas baratas subsidiadas por los contribuyentes— y sus jefes.

LEA:  Régimen Ortega-Murillo cancela personalidad jurídica del Incae

La conducta sórdida que ha sido reportada está reñida con la apariencia austera del Parlamento británico.

Los lugares para tomar han proporcionado un entorno que “confunde la línea entre lo profesional y lo social”, afirmó Ayesha Hazarika, ex vocera de Harriet Harman, legisladora del Partido Laborista.

Es “una línea borrosa que permite conductas que abarcan todo, desde comentarios lujuriosos sobre tu apariencia hasta conversaciones llenas de coquetería que no son profesionales. Luego hay personas manoseando, toqueteos inapropiados y gente que literalmente se te echa encima”, apuntó Hazarika, al agregar que ella había sido víctima de conducta inapropiada.

“La cultura de la política aún está muy dominada por varones que ejercen el poder”, dijo.

LEA:  Hostelería alemana: más de 15.000 negocios están en riesgo de quiebra

“Muchos hombres no ven a sus esposas durante la semana y a eso le añades un gran número de bares y restaurantes y alcohol subsidiado, y tienes una cultura que es muy masculina, muy machista y muy club de Tobi”, agregó.

Ningún partido en Gran Bretaña ha sido inmune a las acusaciones de acoso y agresión sexual, incluyendo a los dos más importantes, el Partido Conservador y el Laborista. Las quejas han surgido tan rápido que el Partido Laborista creó un sitio de internet, llamado LabourToo, para catalogar las experiencias de las víctimas.

El Gobierno señala que está ideando maneras nuevas y menos intimidantes de reportar los abusos. Pero algunos dicen que los cambios en la conducta podrían tardar en materializarse.

LEA:  Diputados aprueban moción de llamada de atención a Rodrigo Chaves por su atropello contra Montserrat Ruiz 

Recibe las últimas noticias en tu celular

Envía la palabra “Noticias” al +50663763608 y recibe nuestro boletín informativo a través de Whatsapp

Últimas noticias