Presidente de Colombia se reúne con opositores, se prevén más protestas

Bogotá, 7 may (VOA) – El presidente Iván Duque se reunió en la mañana del viernes con la denominada ‘Coalición de la Esperanza’ -una unión política de diferentes sectores de centro izquierda-, en el marco del diálogo nacional propuesto por el presidente, tras las manifestaciones que hoy cumplen su décimo día por parte de la ciudadanía en contra de las políticas de su Gobierno.

Tras el encuentro, el presidente dijo que reiteran el “respeto a la protesta pacífica, como expresión democrática, y el rechazo a la violencia y vandalismo. Por eso, la importancia de levantar vías de hecho que afectan a productores campesinos, transportadores, comerciantes y a los colombianos”.

El ministro del Interior, Daniel Palacios, también señaló que en la reunión se intercambiaron posiciones “con propuestas, visiones, observaciones” y dijo que “dentro de las diferencias se encuentran convergencias”.

Además, reiteró la importancia del “rechazo a las vías de hecho” y “un respaldo del Gobierno a la fuerza pública”, pero sin tolerar “abusos por parte de la fuerza pública y que las investigaciones” por parte de las autoridades colombianas, y que “están avanzando para poder dar los resultados… de cualquier asesinato que se hayan presentado en el marco de las protestas”.

Instó, de nuevo, al Comité del Paro para reunirse y rechazó los bloqueos en diferentes partes del país.

Más temprano, en una rueda de prensa, Humberto de la Calle, exnegociador de paz e integrante de la Coalición dijo que aceptaron la invitación de la presidencia para “colaborar” con la situación actual del país, pero que aclaró que seguirán “siendo opositores al Gobierno del presidente Iván Duque, lo cual no impide que pidamos unidad de los colombianos en esta emergencia extraordinaria”.

La coalición, además de otros políticos, es integrada por Sergio Fajardo, uno de sus grandes contendores políticos en 2018 por llegar a la presidencia. Este sería el primer encuentro para reunirse con ambos excandidatos presidenciales en la Casa de Nariño.

La coalición también insistió en que el presidente establezca un diálogo con Comité Nacional del Paro.

Se espera que el viernes en la tarde, el presidente se reúna con otros sectores políticos y con la Asociación Colombiana de Ciudades Capitales – Asocapitales.

Indignación por excesos de la fuerza pública

La comunidad internacional continúa pronunciándose respecto a los acontecimiento recientes que han dejado, además, víctimas mortales. El Sistema de Naciones Unidas en Colombia se pronunció el viernes, a través de un comunicado, e hizo un llamado “a que se garantice el derecho a la libertad de reunión pacífica y a la protesta, e insiste que toda acción de la fuerza pública debe observar plenamente la protección y el respeto por los derechos humanos”.

“El Acuerdo de Paz firmado en 2016 ofrece elementos para reglamentar estas garantías y fortalecer la participación ciudadana”, agrega el texto.

Condenó, además, cualquier tipo de violencia y exhortó “la celeridad en los procesos investigativos, de judicialización y sanción”.

Resaltó el hecho de que el Gobierno invite a diferentes sectores a dialogar y expresó solidaridad con las familias afectadas por fallecimiento y heridos que han dejado las protestas.

Por su parte, el presidente de Argentina, Alberto Fernández, expresó su “preocupación” por “la represión desatada ante las protestas sociales ocurridas en Colombia”. Instó a la paz y al Gobierno colombiano a que “cese la singular violencia institucional que se ha ejercido”.

Por su parte, la cancillería colombiana rechazó el trino al señalar que “la institucionalidad democrática colombiana protege los derechos constitucionales de los colombianos y no será desprestigiada por este tipo de pronunciamientos que, además de ser una intromisión arbitraria, buscan alimentar la polarización que no contribuye a la convivencia y al consenso”.

La Defensoría del Pueblo ha reportado 26 personas fallecidas en las protestas, de las cuales al menos 11 habrían muerto en manos de la fuerza pública. Según la campaña Defender la Libertad, se han recibido 569 denuncias por abusos, agresiones y violencia de la autoridad policial y 381 heridos.

La Inspección General de la Policía indicó se han abierto 47 investigaciones por presunto exceso de fuerza policial.

Human Rights Watch (HRW) confirmó que 11 de los fallecimientos estaban relacionados con las protestas, de un total de 31 que se le habían comunicado.

El ministro de Defensa colombiano, Diego Molano, culpa a grupos criminales de buscar desestabilizar al país, y ha defendido el actuar de las agencias del orden, pero también ha señalado que se investigará cualquier irregularidad dentro de la institución.

Continúan manifestaciones y bloqueos de insumos

El viernes continúan la convocatorias en el país. En Bogotá, hay previstas cinco movilizaciones, incluyendo homenajes a las víctimas que se realizarán en diferentes universidades de la ciudad. Otras ciudades también han establecido diferentes puntos de encuentro.

El Sistema Público de Transporte TransMilenio de la capital reportó que 53 estaciones están cerradas, por no brindar condiciones de seguridad para los usuarios, y ocho se encuentran habilitadas parcialmente.

El Secretario de Movilidad de Cundinamarca, Jorge Godoy, confirmó el cierre de 30 vías del país en la mañana del viernes. Los bloqueos han generado escasez de gasolina y alimentos en algunas zonas del país, incluso de oxígeno, según han reportado las autoridades. Así mismo, se han registrado alzas en los precios de los alimentos en algunas ciudades capitales.

Diálogo y homenajes

Por su parte, el jueves, el ministro de Trabajo, Ángel Custodio Cabrera, informó que el mandatario “está dispuesto a recibir una delegación del Comité del Paro para empezar a trabajar y mirar la discusión”.

No obstante, el presidente de la Central Unitaria de Trabajadores de Colombia (CUT), Francisco Maltés Tello, aseguró que el Comité está dispuesto a dialogar con el Gobierno, si se retira el Ejército y el ESMAD (Escuadrón Móvil Antidisturbios) de las calles.

El jueves, miembros del Comité del Paro Nacional explicaron ante el Congreso su pliego de emergencia, que reúne peticiones relacionadas con mejorar las condiciones de empleo, el sistema de pensiones, salud, educación, así como el respeto a la protesta pacífica y rechazo del uso excesivo de la fuerza por parte de las agencias del orden, y la celeridad en la implementación del acuerdo de paz firmado en 2016 con la guerrilla FARC.

Este mismo día, el presidente se reunió con representantes de la acción comunal del país, en la tarde, y con las Altas Cortes.

El jueves se registraron manifestaciones, aunque más reducidas que el día anterior, en las principales ciudades del país como Bogotá y Medellín. A pesar de desmanes y saqueos, en su mayoría fueron pacíficas.

Así mismo, se realizaron actos culturales y homenajes a las personas heridas y fallecidas en las recientes jornadas. En especial, por la muerte de un joven que fue baleado, junto a dos compañeros, en la ciudad de Pereira y que, hasta el momento, se encuentra en estado crítico y con pronóstico reservado.

El Gobierno tiene previsto reunirse el lunes con los dirigentes de las protestas.

Recibe las últimas noticias en tu celular

Envía la palabra “Noticias” al +50663763608 y recibe nuestro boletín informativo a través de Whatsapp

Últimas noticias