Cañón del Hudson que nace en la costa de Nueva York está cerca de ser declarado santuario

Nueva York, 13 mar (EFE).- El Cañón del Hudson, el cañón submarino más grande y profundo a lo largo de la costa atlántica de Estados Unidos, podría convertirse en un nuevo “santuario protegido” tan pronto como el año próximo, de acuerdo con Wildlife Conservation Society (WCS).

De lograrse, quedaría vedado para la exploración de petróleo, gas y minerales, un asunto siempre controvertido en EE.UU. dado el enorme poder de la industria energética.

La  Administración Nacional Oceanográfica y Atmosférica (NOAA, en inglés), que dará el visto bueno final, inició en el 2022 el proceso sobre el impacto ambiental del proyecto, tras recibir comentarios públicos y notificarlo a diversas agencias, aunque el proyecto arrancó en 2012.

La iniciativa para proteger el Cañón del Hudson, considerado uno de los mayores del mundo, ha contado con apoyo tanto de demócratas como republicanos, que han cerrado filas con esta propuesta de la WCS, dijo con satisfacción John Calvelli, vicepresidente de asuntos públicos de la WCS durante conferencia de prensa en el zoológico del Central Park para dar a conocer sus proyectos.

“Es una de las zonas más importantes para el encuentro de aguas frías y templadas, y los afloramientos crean una cantidad significativa de vida silvestre”, dijo Calvelli sobre este accidente que se formó hace más de 10.000 años durante la última edad de hielo.

El Cañón del Hudson, que comienza, a unos 170 kilómetros (km) al sureste de la Estatua de al Libertad,  es un ecosistema que alberga cientos de especies de vida silvestre marina, desde ballenas y delfines gigantes y amenazados, tiburones y tortugas marinas hasta aves marinas voladoras y corales de aguas profundas, además de muchos otros peces e invertebrados que sustentan la pesca comercial y recreativa local.

Siete veces el Empire State de profundidad

Se extiende por otros 564 km mar adentro donde desciende casi 3 km debajo de la superficie del océano. En su punto más profundo, está a 3,2 km bajo el nivel del mar, lo que significa más de 7 edificios del Empire State Building apilados desde el fondo del mar hasta la superficie.

Calvelli lamentó que en este momento no exista protección federal sobre estas aguas.

Como parte de la iniciativa del Cañón del Hudson trabajan en un proyecto de ley para crear una asociación público-privada para la gestión del santuario, siguiendo un modelo similar de Alemania.

“Los filántropos privados ya están listos para proporcionar la financiación y también igualar los fondos públicos”,comentó Calvelli, quien recordó que la WCS ha ayudado a crear más de 200 áreas protegidas en todo el mundo.

La WSC, que está presente en más de 60 países, propuso por vez primera en noviembre del 2016 la declaración del lugar como santuario y, de lograr sus objetivos, cerraría el área a la actividad minera y petrolera, pero no a la pesca siempre que respete ciertas reglas.

Calvelli recordó además que al WCS trabaja con comunidades, gobiernos, conservacionistas e instituciones para lograr el “30×30”, el compromiso que una veintena de países contrajeron en Montreal (Canada) en 2022 para proteger el 30 % de los océanos para el 2030. EFE

Recibe las últimas noticias en tu celular

Envía la palabra “Noticias” al +50663763608 y recibe nuestro boletín informativo a través de Whatsapp

Últimas noticias