Costa Rica es la cuarta mejor economía de América Latina en facilidad para hacer negocios

Washington, 31 oct (elmundo.cr) –  El informe Doing Business 2018: Reforming to Create Jobs (Reformar para crear empleos), del Grupo Banco Mundial, colocó a Costa Rica como la cuarta economía de América Latina y el Caribe, en cuanto a facilidad para hacer negocios.

Las economías de la región mejor ubicadas en la clasificación general son México (puesto 49), Perú (puesto 58), Colombia (puesto 59) y Costa Rica (61).

En el último año Costa Rica mejoró sus regulaciones comerciales. El país está reduciendo la brecha con la frontera regulatoria global.
En 2016-17, Costa Rica realizó dos reformas que facilitaron el registro de propiedades y la protección de los inversionistas minoritarios. Para facilitar el registro de propiedades, Costa Rica redujo el tiempo necesario para transferir una propiedad a través de varias medidas, incluida la introducción de límites de tiempo efectivos.

Con relación al fortalecimiento de la protección de inversionistas minoritarios, Costa Rica logró aumentar la eficiencia administrativa mediante la promulgación de la Ley No. 9392 en octubre del 2016, la cual establece protecciones específicas para inversionistas unitarios y refuerza garantías contra conflictos de interés.

Además, logró que se tenga un mayor acceso a la información corporativa que se da antes y durante un juicio, así como mayor acceso a la divulgación de los requisitos para transacciones con las partes relacionadas. Por ejemplo, si los accionistas deciden presentar un reclamo en contra de una transacción, la ley facilita su acceso a la evidencia, tanto antes como durante los procesos judiciales.

Santiago Croci Downes, gerente de programa de la unidad responsable de Doing Business afirmó que “las reformas implementadas por las economías de América Latina y el Caribe continúan mejorando el entorno de negocios para favorecer a los emprendedores. A medida que se extienda el impacto de estas reformas, probablemente comencemos a ver un sector privado más dinámico, lo que impulsará el crecimiento económico de la región”.

Las economías latinoamericanas muestran mejor desempeño en las áreas de obtención electricidad y obtención de crédito. Por ejemplo, 9 de las 32 economías de la región se encuentran entre las 20 de mejor desempeño en relación con el acceso al crédito, pues cuentan con registros públicos y organismos de verificación de antecedentes crediticios bien desarrollados.

Asimismo, para lograr la instalación de una conexión eléctrica en la región se requieren, en promedio, 66 días, un plazo más breve que en los países de ingreso alto de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), donde se demora en promedio 79 días. No obstante, el costo de conectarse a la red de electricidad sigue siendo significativo en la región, dado que equivale en promedio al 927,4 % del ingreso per cápita, mientras que en las economías de ingreso alto de la OCDE, representa el 63 %.

Uno de los principales desafíos para la región es el tiempo que lleva pagar los impuestos. En América Latina y el Caribe se requieren en promedio 332 horas al año, mientras que en las economías de ingreso alto de la OCDE hacen falta en promedio 161 horas al año. La región también muestra un desempeño poco satisfactorio en relación con el registro de las propiedades y la puesta en marcha de empresas: la transferencia de propiedades demora aquí en promedio 63 días, un plazo significativamente más largo que en las economías de ingreso alto de la OCDE, donde se requieren 22,5 días.

Recibe las últimas noticias en tu celular

Envía la palabra “Noticias” al +50663763608 y recibe nuestro boletín informativo a través de Whatsapp

Últimas noticias