Últimas noticias

¡Salud para el nuevo campeón de la Vuelta a España: Chris Froome !

» El ciclista británico Chris Froome se alzó con el título de la Vuelta a España

San José, 11 set (elmundo.cr)- El corredor británico Chris Froome, del Team Sky, ha ganado este domingo en Madrid la vuelta ciclista a España por primera vez en su carrera, que suma a su reciente cuarto Tour, en la temporada en la que el madrileño Alberto Contador, del equipo Trek, se despide del ciclismo a lo grande, tras su triunfo del sábado en el mítico Anglirú.

La etapa la ha ganado al esprint el italiano Matteo Trentin, por delante del francés Lorrenzo Manzin y del danés Soren Kragh Andersen.

“Fui segundo en tres ocasiones y ahora me gustaría ganarla”… Ganarla, incluirla en su palmarés, tenerla para sentirse pleno. Chris Froome era claro antes del inicio de la Vuelta a España: iba por el título. Era su único objetivo; no le servía ser segundo ni tercero, tampoco ganar alguna etapa; solo le servía ser campeón.

LEA:  ¿La Cueva a explotar? Saprissa inicia preventa de entradas

El título era la única manera de sanar las heridas que le generaron otras participaciones en las que tocó la gloria, pero acabó viendo cómo se escapaba por muy poco. Y lo logró. Este domingo el británico cumplió su cometido de ganar La Vuelta, la carrera que le fue esquiva en las últimas presentaciones, unas veces por virtud de sus rivales y otras por errores propios.

De cualquier manera, Chris puede decir desde hoy que es campeón de la Grande que cierra el calendario mundial. Lo puede decir porque fue el más regular, el que más hizo por la corona; incluso fue el que más suerte tuvo, porque cuando flaqueó, como aquella etapa en la que se cayó, consiguió sobreponerse hasta alcanzar la meta de llegar a Madrid como monarca.

Froome se sobrepuso por su amor propio y la ayuda de su equipo. Sí, el Sky le sirvió de soporte una vez más para aguantar los embates de Vincenzo Nibali e Ilnur Zakarin, quienes debieron conformarse con el segundo y tercer lugar en el podio.

LEA:  El América recibe al Real Estelí confiado en poner las cosas en orden

Un triunfo que tardó en llegar, sí, pero que sabe mejor ahora que antes. Es así porque representa convertirse en el tercer hombre en lograr el doblete Tour-Vuelta en la misma temporada, algo que únicamente habían logrado los franceses Jacques Anquetil (1963) y Bernard Hinault (1978).

Ahora tan solo le faltará imponerse en el Giro de Italia para entrar en el selecto grupo de los pedalistas que consiguieron ser campeones en las tres Grandes, aunque ello no impide que sea considerado un mito del ciclismo.

Un mito que ostenta en su palmarés cuatro coronas del Tour de Francia (2013, 2015, 2016 y 2017) y desde este domingo una en la Vuelta a España. Y lo que le queda… ganar el Giro, un título olímpico o un mundial. Porque Chris Froome es así, ambicioso -en el buen sentido de la palabra-, capaz, obstinado en lograr cada cosa que se propone.

LEA:  La Sele Fut Sal venció a la Subcampeona del mundo

Ayer era feliz en Madrid. Había ganado la Vuelta, su ambición, su necesidad, y ahora segura que su vida será más feliz sin Alberto Contador”, la avispa asiática, pesada, invasiva, implacable. Habrá otros rivales, pero Froome descansa sin Contador tanto como Contador ya sin Froome.

Los dos han ganado, cada cual lo suyo. Froome es un poco más grande, o bastante más grande. No es lo mismo ganar solo el Tour que ganar Tour y Vuelta. La historia premia esa ambición, esa fuerza. O sea, premia a Froome.

 

Recibe las últimas noticias en tu celular

Envía la palabra “Noticias” al +50663763608 y recibe nuestro boletín informativo a través de Whatsapp

Últimas noticias