Propuesta de Gobierno sobre rebaja de marchamo es contraria a acuerdos establecidos en negociación, concluye PLP

San José, 30 ago (elmundo.cr) – La fracción del Partido Liberal Progresista concluyó que la propuesta de Gobierno sobre rebaja de marchamo, es contraria a acuerdos establecidos en negociación.

Por lo tanto señalaron que “el proyecto de ley para rediseñar a la baja el impuesto a la propiedad de vehículos, expediente 23.477, que actualmente cuenta con una mayoría parlamentaria, contempla reducciones de entre 20 y 62% para todos los propietarios de vehículos. En un intento por reducir la rebaja, el pasado lunes Hacienda entregó una propuesta alternativa al presidente de la comisión legislativa que está conociendo el proyecto, Jorge Dengo”.

Ante esto explicaron que “la fracción PLP ha analizado con detenimiento la propuesta del gobierno, pero concluyen esta es contraria a las condiciones establecidas en la reunión de negociación del jueves pasado, en el que se dejó claro que la rebaja debía ser para todos y, además, ser significativa; es decir, no en montos simbólicos de 5000 colones o similar”.

“La propuesta de Hacienda sigue contemplando rebajitas mínimas para vehículos de bajo valor y aumentos desmedidos para el resto”, explicó Eli Feinzaig, economista y jefe de fracción del PLP. Y es que, mientras que en el proyecto de mayoría, las tasas van de 0.25% hasta 3.5%, en la propuesta de gobierno, 3.5% es la tasa más baja, y de ahí sube hasta 6.5%, es decir, casi el doble de lo que se cobra hoy en la ley.

“Por ejemplo, un vehículo con un valor fiscal de 43 millones pagaría 426.860 por el impuesto con la propuesta del consenso, pero con la nueva propuesta de Hacienda, este vehículo pagaría 942.500 (hoy paga 47.210). Por su parte, un carro con un valor de 95 millones con la propuesta de consenso pagaría 446.860, pero con la nueva propuesta de Hacienda, el impuesto ascendería a los 41112.500 (hoy paga 143.705)”, añadieron.

Todos los vehículos de más de 11 millones pagarían más que el impuesto actual, pues a partir de este valor, la tasa sube a 4.25% y así sigue subiendo hasta 6.5%. “Esto es incompatible con nuestro requisito de bajar el impuesto para todos,” señaló Jorge Dengo. “Es bien sabido que muchísimos vehículos 4×4 y carga liviana, que cuestan más de 11 millones, se utilizan como instrumentos de trabajo en el campo, así como las camionetas de reparto, con lo cual se estaría castigando fuertemente al sector productivo y encareceríamos los costos de productos y servicios”, enfatizaron.

Así las cosas, los legisladores que han impulsado la propuesta de consenso se mantienen firmes en el objetivo de darle a los costarricenses una justa y verdadera rebaja del marchamo para este fin de año.

“Estamos y siempre hemos estado abiertos a construir en conjunto, tanto con el gobierno como con otras fracciones. Nuestras líneas rojas incluyen que debe haber rebaja para todos, que el valor debe bajar y ser predecible año a año y que no puedan darse aumentos en el impuesto por inflación”, expresó Dengo.

“Este impuesto es injusto, grosero, y tiene demasiados años de golpear el bolsillo de las personas y de robarles el aguinaldo. Tenemos la capacidad fiscal y la obligación moral de reducirlo para devolver algo de dinero a los costarricenses, que llevan cinco años haciendo fuertes sacrificios desde la reforma fiscal de 2018”, insistió Feinzaig.

“Las personas merecen disfrutar su aguinaldo y además, esto tendrá un efecto multiplicador sobre toda la economía y el empleo. Invitamos a todas las fracciones a colaborar para que llevemos este beneficio al millón y medio de propietarios que lo están necesitando”, concluyeron.

Recibe las últimas noticias en tu celular

Envía la palabra “Noticias” al +50663763608 y recibe nuestro boletín informativo a través de Whatsapp

Últimas noticias

Te puede interesar...