Las políticas que criminalizan el VIH son políticas de muerte, señala organización de personas con VIH a Yafit Ohana

San José, 29 ago (elmundo.cr) – La Organización Positivxs, una asociación de personas con VIH e ITS, la señaló a Yafit Ohana que “las políticas que criminalizan el VIH son políticas de muerte”.

Las declaraciones de la organización se dan luego de “la comparecencia de la señora Yafit Ohana ante la Comisión de Derechos Humanos de la Asamblea Legislativa de Costa Rica. En dicho diálogo la señora confirmó que se reunió varias veces con el Presidente de la República, Rodrigo Chaves Robles, para proponer la creación de una ley que penalice la transmisión intencional del VIH con penas iguales a las de un asesinato. Ohana también afirmó que su propuesta de criminalización es pertinente pues pretende proteger a las mujeres y a la niñez costarricense”.

Al respecto, las personas que integramos la Asociación Positivxs, una asociación de personas con VIH e ITS, queremos comunicar:

Las políticas que criminalizan a las personas que vivimos con VIH han sido parte de la historia de Costa Rica. No es un secreto que las personas LGBTIQA+ fuimos perseguidas bajo la excusa de prevenir la transmisión del virus por el gobierno de Oscar Arias Sánchez y el Ministerio de Salud dirigido por el ex-ministro Edgar Mohs a través de la obligatoriedad de las pruebas de VIH para trabajar en el sector público y las redadas a bares de personas LGBTIQA+ entre 1986 y 1987. Siempre es importante recordar la carta abierta al Ministerio de Salud que hicieron activistas y organizaciones sociales de personas sexualmente diversas en el diario Nación en 1987.

Pero los años han pasado, la ciencia ha avanzado y un virus como el VIH ya no representa una sentencia de muerte. Durante los últimos diez años la ciencia a hablado incansablemente sobre: Indetectable es intransmisible, es decir, una persona que tenga acceso a tratamiento antirretroviral y lo consuma de forma regular no tiene ninguna posibilidad de transmitir el virus por vía sexual, lactancia o parto. Debido a ello, organizaciones hermanas que trabajan VIH en el país y activistas independientes trabajaron por actualizar la Ley General de VIH. Cambio que sucedió en el gobierno pasado y eliminó la penalización por transmitir el virus con el fin de responder a los lineamientos de Derechos Humanos.

¿Por qué Costa Rica debería volver a atacar a sus poblaciones más vulnerables? Sabemos que las políticas que criminalizan el VIH existen en países como Canadá o algunos estados de los Estados Unidos. Pero según informes de ONUSIDA en 2021, estas leyes lo que han hecho es acentuar las heridas de desigualdad en las poblaciones más vulnerables y alejar a las personas que vivimos con VIH de los centros de salud cuando más lo necesitamos.

Las personas con VIH somos hombres, mujeres, infancias, somos personas migrantes, personas no binarias, somos personas usuarias de sustancias, podemos ser cualquier persona en cualquier lugar. Somos personas que simplemente por el hecho de estar con vida merecemos una vida tranquila en la que no se nos criminalice por vivir con un virus.

Sobre las lamentables declaraciones de la señora Ohana, también es importante mencionar que existimos mujeres con VIH y que existen infancias con VIH y que políticas que criminalizan transmitir el virus bajo el argumento de la violencia sexual, también nos criminaliza a nosotras.

Creemos que en lugar de hablar de nosotres como depredadores sexuales y pensar que vamos a transmitir el virus de forma voluntaria, la labor del Estado y la opinión pública debe ser discutir y trabajar por crear políticas que aseguren el acceso a la salud de forma solidaria, oportuna y humana.

Aún queda mucho trabajo que hacer en el país cuando se habla de VIH, por ejemplo están estos problemas:

  • Aún mueren personas por causas relacionadas al sida.
  • Aún hay hermanas trans que viven violencia dentro del sistema de salud costarricense.
  • Aún hay muchos obstáculos para que le den el visto bueno a una mujer para que se haga pruebas de VIH.
  • Aún hay constantes problemas logísticos que afectan el acceso al tratamiento.
  • Aún no se han aprobado normas y reglamentos que hagan cumplir lo escrito en la Reforma de la Ley Integral de VIH-sida 9797

“Por ello queremos exhortar a CONASIDA, a las representaciones de sociedad ante CONASIDA, al Ministerio de Salud y a todas las personas que se deseen sumar a presionar a las distintas autoridades estatales para que propongan políticas, leyes, normas y reglamentos que acaben con los problemas citados existen en el país cuando se habla de VIH”, expresaron.

“Para lograrlo es necesario dejar atrás políticas basadas en el odio y generar políticas que sanen las heridas de desigualdad que este país ha causado en las personas con VIH a lo largo de la historia”, concluyeron.

Recibe las últimas noticias en tu celular

Envía la palabra “Noticias” al +50663763608 y recibe nuestro boletín informativo a través de Whatsapp

Últimas noticias

Te puede interesar...