Denuncian suspensión de lecciones para cocinar tamales en Escuela de Corralillos en Filadelfia

Guanacaste, 18 feb (elmundo.cr) – Una profesora de tercer y sexto grado en la Escuela de Corralillos de Filadelfia, en el cantón de Carrillo, presentó una denuncia en el Juzgado de Trabajo del Segundo Circuito Judicial de Santa Cruz debido a un caso de supuesto acoso laboral en el Ministerio de Educación Pública (MEP).

Según el documento entregado en los Tribunales de Santa Cruz el pasado 8 de enero por parte de la profesora, Yamileth Álvarez, la directora del centro educativo de apellido Baltodano al parecer obliga al personal docente y administrativo a participar en labores como “confecciones de tamales” y organización de bingos los días sábados, fuera del horario laboral y de las funciones establecidas por el MEP para funcionarios docentes.

Álvarez, quien suma 30 años de labores como maestra para el MEP, de los cuales 17 de ellos ha prestado funciones en la Escuela de Corralillos, tiene a cargo grupos de niños de educación primaria.

“Nunca durante todo ese tiempo me han abierto ningún tipo de proceso disciplinario por alguna causa; de modo que, tengo un expediente completamente limpio”, indicó Álvarez.

La denuncia indica que en agosto del año 2022 la dirección de la Escuela de Corralillos decidió suspender las lecciones de las distintas materias para que todo el personal –docente y administrativo- se dedicara a cocinar tamales.

“Esto claramente atenta contra el cumplimiento de los objetivos curriculares que tiene que realizar la suscrita, razón por la cual hice ver mi inconformidad, situación que molestó claramente a la señora directora, quien me indicó que tenía que hacer caso a sus instrucciones a pesar de que mi posición de trabajo no es el área de cocina y en el tiempo donde se deberían impartir lecciones, a pesar de no estar de acuerdo con la situación antes narrada, ese día trabajé, hicimos 150 piñas aproximadamente”, narró Álvarez en el documento formal presentado en los Tribunales confeccionado por el Bufete Ceciliano.

“Nuestra labor es impartir conocimiento a los niños, considero que dedicarnos a elaborar tamales está totalmente fuera de lugar, muchos menos suspender lecciones para dedicarnos a cocinar. Más bien una decisión de ese tipo atenta contra el proceso educativo que es la función primordial de un centro de enseñanza”, afirmó Álvarez.

Donativos con salario

De acuerdo con el escrito ante el Tribunal de Trabajo; además, de participar en tamaleadas el personal del centro educativo al parecer debe realizar eventos sociales como bingos fuera del tiempo normal de trabajo.

“La directora me indicó que debía asistir un sábado a trabajar en el bingo, también me indico que del salario debía apartar una parte para comprar y donar un regalo para que se rifará en el bingo y que tenía que solicitar a mis alumnos que trajeran víveres…sin embargo hice ver mi negativa a tener que tomar plata de mi salario de forma obligatoria para financiar la actividad”, narra la denuncia.

El acoso laboral en Costa Rica está penado por el artículo 42 del Código de Trabajo que castiga a las personas que incurran en ese ilícito con sanciones aplicables, según la gravedad de la falta, con: amonestación escrita, suspensión sin goce de salario, despido sin responsabilidad patronal.

La escuela de Corralillos de Filadelfia tiene una matrícula aproximada de 150 alumnos bajo la responsabilidad de nueve maestros.

Recibe las últimas noticias en tu celular

Envía la palabra “Noticias” al +50663763608 y recibe nuestro boletín informativo a través de Whatsapp

Últimas noticias